Periódico "El Raval"

Cada mes sale a la calle el periódico "El Raval" con información de lo que puede interesar a quienes viven y trabajan en el barrio del Raval. Para ver el periódico "El Raval" cómodamente, clica sobre el ejemplar que ves abajo. Se ampliará a toda la pantalla. Podrás pasar las páginas y en la parte superior podrás ver los controles para ampliar, arrastrar, etc.
Además del periódico, en este blog encontrarás algunos contenidos que quizás puedan interesarte también.

domingo, 2 de febrero de 2014

TENSIONES Y FRAGMENTACIONES. Editorial del periódico "El Raval" de febrero 2014

No hace mucho tiempo, cuando la crisis económica estaba en sus albores, el panorama político parecía estabilizado en un proceso de bipartidismo político en España. Se hacían análisis de tal cuestión y la ciudadanía parecía aceptar la situación sin entusiasmo pero sin un grado significativo de descontento. El modelo de otras democracias más veteranas, en las que el bipartidismo se había consolidado anteriormente, parecía dar al modelo ciertas garantías de continuidad y consolidación.

Pero estalló la gran estafa internacional y llegó la crisis económica a España. Y como aquí ya arrastrábamos la burbuja del ladrillo, la crisis se hizo especialmente agresiva.

El descontento social le costó caro al partido socialista que fue barrido en las urnas. Pero poco después quedó claro que el gobierno de Rajoy no iba a calmar la tensión social sino todo lo contrario.  Con cifras de paro disparadas, con una reforma laboral tremendamente dura para los trabajadores, con casos sangrantes de corrupción y con constantes recortes en servicios y derechos, la ciudadanía despertó del letargo y empezó a organizarse y movilizarse. Las redes sociales, ya muy extendidas en España, ayudaron al proceso de movilización y a la extensión de la conciencia ciudadana. La tensión social aumentó exponencialmente, se generaron «mareas» de varios colores y lo que en primavera de hace tres años fue llamado Movimiento 15-M poco a poco se fue convirtiendo en una  movilización social constante que había de tener consecuencias políticas sin duda alguna.

Y ahora se aprecia claramente una de esas consecuencias. La tensión ha provocado fragmentación.  El bipartidismo ahora mismo es impensable y todos los analistas auguran parlamentos nacionales y autonómicos muy fragmentados. Hasta ahora, solo el PP parecía inmune a este fenómeno. Pero las últimas noticias indican que también por ese lado la tensión deriva en fragmentación. La presentación de VOX, una nueva formación a la derecha de la ya muy derechizada cúpula del PP y los movimientos de Vidal Quadras, Mayor Oreja y el inefable Aznar, así lo indican.

Por el lado izquierdo del espectro político las cosas son más espectaculares. La tensión social aumentada está produciendo una llamativa fragmentación en la que el movimiento de ideas y planeteamientos genera cosas tan curiosas como una monja liderando una alternativa de izquierdas.

A modo de resumen revisemos un poco el panorama general desde la izquierda hasta la derecha:
- Las CUP irrumpen en el parlament por la izquierda de ERC. Pero ya se están organizando nuevas formaciones alternativas de izquierda en Catalunya. Además de movimientos alternativos sin vocación de convertirse en partidos políticos. Que esa es otra...

- ICV-EUiA, la formación de las seis siglas, un guión y una «i» muy divertida, debe resolver la tensión entre sus miembros más identificados con la reivindicación nacional catalana y los que mantienen el clásico espíritu internacionalista y de clase.

- Los socialdemócratas deben resolver la tensión entre el PSOE y el PSC. Pero el PSC debe resolver las tensiónes internas entre sus sensibilidades más o menos catalanistas. Por otra parte, en Barcelona, acaban de iniciar un proceso de primarias en el que distintos candidatos deberán marcar perfiles propios. Ya veremos si eso acentúa o no las tensiones internas y la evolución futura.   

- CiU, pese a tener solo dos siglas, ya ha presentado sus tesiones internas aunque el clima social ayuda a que Unió se mantenga en un discreto papel crítico que ya veremos cómo evoluciona.

- En la derecha, hasta ahora muy sólida pese al efecto «Ciutadans» en Catalunya y el de UPyD a nivel nacional, ya hemos visto que empiezan a resquebrajarse las junturas y es previsible que en un futuro próximo aumenten los «movimientos de posicionanmiento» de diferentes personajes atentos a sus propios intereses. Al fin y al cabo la derecha se mueve por intereses.

Y todo esto ¿qué significa?. Significa que la política ha vuelto. La situación recuerda a la «explosión» que se produjo tras la muerte de Franco, durante la transición, cuando hasta 400 partidos políticos se presentaron a elecciones. Significa que ya no se puede simplificar. Significa que el debate político ha llegado a los bares, a las panaderías, a las asociaciones, a los barrios, a los despachos, a las universidades, a las redes sociales, a las calles... Y nos alegramos de ello. ¡Hasta nos emocionamos por ello! El futuro se abre. El pueblo ha despertado. Los mediocres ya no tendrán acomodo fácil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario